En dos semanas del 2019, asesinaron a seis mujeres en toda la Argentina

Un femicidio cada 48 horas. La Argentina arrancó 2019 con esa escalofriante cifra, a pesar de que el movimiento #NiUNaMenos ya lleva casi cuatro años en la lucha contra la violencia de género y la cultura machista.

Con la muerte de Agustina Imvinkelried, confirmada el lunes, ya son seis las mujeres asesinadas por sus parejas o exparejas en las dos primeras semanas del año, en distintos puntos del país.

Encontraron asesinada a Agustina

Agustina, de 17 años, estaba desaparecida desde el domingo cuando salió de un boliche de la ciudad santafesina de Esperanza, y su cadáver fue encontrado con visibles golpes, escondido en una zanja, entre pastizales y tapado con algunas hojas y ramas, a 200 metros del local bailable, Teos, situado sobre la ruta 6.

Allí Agustina había sido vista por última vez pasadas las 5.50 del domingo. El principal sospechoso, Pablo Sebastián Trionfini (39), fue encontrado ahorcado en su casa, de la misma zona, cuando la Policía lo fue a interrogar.

La fiscal a cargo de la causa, María Laura Urquiza, dijo que espera que los forenses determinen las causas de la muerte, si el cadáver fue llevado hasta el lugar del hallazgo y si hubo abuso sexual.

Sobre Trionfini confirmó que existe evidencia que lo vincula con el hecho y que ahora se realizarán peritajes para establecer “si mantenían algún tipo de relación por redes sociales”.

El arma del crimen

Entre las evidencias, la fiscal mencionó “testimonios de personas que dicen que él se dirigió el domingo por la tarde a lo de un vecino para pedirle prestada una pala y que después ubicaron su auto en horas de la mañana en el lugar donde fue hallado el cuerpo”.

También mencionó las filmaciones tomadas por las cámaras cercanas al boliche donde Agustina fue vista con vida la última vez y agregó que se está peritando su auto y un par de guantes hallados junto al cuerpo.

Según familiares, Agustina salió del boliche y permaneció entre 15 y 20 minutos en la puerta, donde fue captada por cámaras de seguridad que tomaron las imágenes, ya a disposición de la fiscal. Luego, fue a la esquina, donde hay una estación de servicio, y nada más se supo de ella.

El padre de la joven, Daniel, contó que su hija había llamado a un amigo de la familia para que la fuera a buscar al boliche y que al llegar no la encontró.

Trionfini fue al mismo boliche, donde lo vieron hablar con Agustina. Tras la denuncia sobre su desaparición el celular fue geolocalizado en un galpón lindero al domicilio del sospechado femicida, que terminó suicidándose.

Horrenda seguidilla

Al crimen de Agustina se les suman en lo que va del año el de Celeste Castillo, de 27 años, a quien mataron en Santiago del Estero; el de una niña de 10 años del conurbano bonaerense, asesinada de 32 puñaladas; el de Gisel Romina Varela, asesinada en Mar del Plata por su expareja, un policía, a quien ya lo había denunciado por violencia; el de Daiana Moyano, de 24 años, a quien encontraron muerta en Córdoba cerca de la parada del colectivo y Liliana Loyola, de 64 años, prendida fuego por su hijo en San Juan.