Murió 6 horas después de dar a luz a su beba mediante una cesárea programada

mala praxis

Noelia Fernández era policía. Tenía dos hijos y el jueves iba a realizarse una cesárea programada para dar a luz a Julieta. La intervención había sido normal y a las 11.30 ya estaban las dos en la habitación, juntas.

Al poco tiempo, Noelia empezó a tener dolores en todo el cuerpo, le bajó la presión, comenzó a temblar. Según denuncian los familiares, ninguna enfermera se acercó a ver cómo estaba. Pasaron 6 horas de agonía hasta que Noelia finalmente murió.

Estaba fría. Tenía calor. Se le nublaba la vista. La médica tenía que quedarse hasta las 7 de la mañana del otro día y a las 10 de la noche se fue. Nadie nos escuchó y mi hermana murió en la clínica”, dijo Mayra hermana de la víctima desde el velorio.

“No nos dieron parte médico. No sabemos por qué murió, qué fue lo que pasó”, dijo Mayra pidiendo una explicación y acusando a la clínica: “sabemos que no es la primera vez que pasa un caso así”, sentenció.