Fue a la casa de su ex para llevarle alimentos a sus hijos, pero sacó una escopeta y la mató

Paola Pereyra, de 36 años, fue asesinada de un escopetazo en la cara en la puerta de una casa de la calle Paisano 548, en el partido de Florencio Varela, en la zona sur del conurbano bonaerense, donde se encontraba junto a su actual novio y sus tres hijos. Por el femicidio, detuvieron a su ex pareja luego que los vecinos de la víctima intentaron lincharlo.

El femicida, llamado Mario Ernesto González, tocó la puerta de la vivienda con la excusa de llevarle alimentos para los niños y cuando la mujer salió a la entrada del inmueble comenzó una discusión hasta que el hombre sacó de su campera una escopeta y le disparó en el rostro.

Según las fuentes judiciales, del interior de la casa salió su actual pareja y se trenzó en lucha con el agresor, quien pudo escapar ante la mirada de vecinos que intentaron detenerlo para lincharlo. Al llegar a unas diez cuadras del lugar del femicidio, González fue detenido por la Policía pero el arma homicida no fue encontrada. Los investigadores sospechan que la pudo haber descartado en la huida.

El detenido fue trasladado a la dependencia policial acusado de “homicidio agravado” y quedó a disposición de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 5 descentralizada en Florencio Varela, Departamento Judicial Quilmes.

Dejá una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: