Chaco: cuatro localidades aisladas por coronavirus

Mientras la Organización Mundial de la Salud (OMS) elevó a la categoría de pandemia la crisis sanitaria por el coronavirus, el gobernador del Chaco, Jorge Capitanich, declaró este miércoles el aislamiento social en cuatro localidades para las próximas 72 horas con el objetivo de evitar la propagación de la enfermedad.

A raíz de la confirmación de dos casos de coronavirus (el segundo fue detectado el martes), y con 21 pacientes sospechados de estar infectados, el Chaco se convirtió en la primera provincia argentina en adoptar la medida.

El primer caso confirmado fue el de un ingeniero italiano que viajó al Chaco para supervisar el trabajo en una maderera. El hombre ya se encuentra aislado, pero las autoridades sanitarias extendieron las medidas de precaución para los 20.000 habitantes de las localidades cercanas a la maderera instalada en La Escondida.

“Tuvimos que tomar anoche la decisión de aislar cuatro localidades porque en una hay una fábrica y los supervisores son italianos y vinieron algunos la semana pasada y otros, ésta”, explicó María Elisa Flores, directora de Epidemiología del Chaco, a C5N.

“Uno de los italianos comenzó con síntomas. El primer estudio que se le hizo dio negativo a todo entonces tuvimos que mandar una muestra al Malbrán para analizarla. Mientras esperamos los resultados ya tomamos la medida, primero por 72 horas, de poner a estas cuatro localidades en aislamiento”, agregó.

La maderera en cuestión tiene 500 empleados que viven en cuatro localidades situadas “una al lado de la otra”. Los supervisores italianos también se alojan en esos parajes.

“Son 500 familias que están expuestas, porque estos supervisores estuvieron en contacto con todos ellos, viven y están parando en estos pueblos. Es muy grande la exposición, en estos pueblos tienen una población mayor importante“, señaló Flores.

La Directora de Epidemiología describió al ingeniero italiano como un “adulto joven” que viajó hace dos semanas a su país para visitar a su familia. A poco de volver al país sintió dolor de garganta y fiebre baja por lo que consultó al médico de la fábrica y ese profesional de la salud reportó el caso.

Dejá una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: