Patricia Bullrich renunció a ser candidata: “Apuesto al 2023”

Patricia Bullrich declinó hoy su candidatura a diputada nacional por la Ciudad de Buenos Aires, de cara a las elecciones de medio término de este año. La decisión de Bullrich se conoce a tres semanas del cierre de listas y deja el camino libre a la ex gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, para encabezar la lista por Ciudad. Vidal cuenta con apoyo del jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, quien buscaba evitar una interna en la Capital, lo que hizo resurgir las tensiones internas de la oposición. Tras su decisión, Bullrich se encargará del cierre de las nóminas electorales del PRO en todo el país y retendrá el control de la fuerza, una vidriera que le permitirá fortificar su proyecto presidencial para 2023.

“Yo decido no ser candidata para potenciar mi responsabilidad y mi compromiso político. Para hacer mío, con más libertad y fuerza, el afianzamiento de la esperanza de una sociedad que quiere salir, de una buena vez, del populismo y trabajar para superar la pobreza, la inflación, la corrupción, el delito como forma de gobierno, la sumisión de la Ley a la perversión del poder, la destrucción de la cultura del esfuerzo, la mediocridad actual de la educación. Por eso apuesto al 2023″, señaló en su carta difundida esta tarde.

En una carta de cuatro páginas, Bullrich sostuvo: “Quiero, con mi renuncia, acercarme a la ciudadanía desde donde siento que puedo hacerlo con más profundidad y contribuir a mejorar la calidad de nuestra convivencia solidaria”. Tras lo que agregó: “Nuestro Estado debe dejar de ser un martirio para los argentinos -ese socio parasitario que es hoy, el sepulcro de sus expectativas- para convertirse de una vez por todas en su aliado. En definitiva, no renuncio ni renunciaré, en la medida de mis fuerzas, a conducir el país hacia ese horizonte en el que cada argentino pueda ver cumplidos sus sueños”.

La información sobre la posible baja de la candidatura comenzó a darse como “cerrada” ayer, cuando una fuente cercana al alcalde porteño dio por hecho el acuerdo con Bullrich, a lo que con el correr de las horas desde la propia cúpula del gobierno porteño bajaron un mensaje más cauteloso. “Estamos negociando, pero no está definido”, señalaban desde Uspallata. La filtración generó aún más tensiones de las que ya hay al interior de Juntos por el Cambio (JxC).

Larreta y Bullrich se reunieron a solas el jueves en Pizza Cero, sede de encuentros políticos del alcalde. “Fue una charla personal. Hablaron del futuro”, explicó entonces uno de los nexos entre el alcalde y la exministra. Según esa misma fuente, Bullrich comprendió que podría debilitar al único gobernante de Pro en el país si forzara una interna en la Capital. A su vez, sus laderos insistieron en que no estaba convencida de volver a ocupar una banca en el Congreso. Resaltaban entonces que en cambio, la “entusiasma” mantener su “rol nacional” como titular del partido fundado por Mauricio Macri.

Dejá una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: